54 [011] 4241-8428 / 2076-3155 Lanús , Buenos Aires

Grupo CaiXas Administradores de Consorcios


   
  Volver a Página Anterior Imprimir esta página
 
Mantenimiento del Edificio:  Control de Plagas

Nuestras Vecinas las Cucarachas



Mantenimiento

Ascensores
    * Conservador
    * Habilitación

    * Obleas
    * Reglamentación
    * Tarjeta Control
Balcones
Calderas
Desinsectación
    * Cucarachas
Frentes y Fachadas
    * Elementos Ornamentales
    * Revestimientos
    * Revoques
Iluminación de Emergencia
Instalaciones Eléctricas
Matafuegos
    *
Normas IRAM
    * Recargas

Tanques de Agua
Terrazas

 


La Infructuosa Tarea del Administrador
 

"Si las cucarachas hablaran..."
por Norma Montenegro

Los Administradores contratamos periódicamente el servicio de desinfección y desinsectación mensual para los consorcios. Sin embargo cuando la empresa que brinda el servicio nos hace llegar la factura con el listado de las unidades que han usado el servicio, vemos azorados que es altamente elevado el porcentaje de habitantes de consorcios que no le permitieron el paso al operario. 

Teniendo esto en cuenta, los Administradores tratamos de acomodar las visitas de los técnicos a los horarios del consorcistas y hacemos un esfuerzo muy grande para lograr que el abono sea usado adecuadamente y para que mantengan nuestros edificios un buen estado sanitario.

Pero es muy grande la desilusión y fatigante la tarea al observar que las consideraciones que trabajosamente negociamos con las empresas proveedoras no se concretan en buenos resultados frente a la negativa de los habitantes de no permitir el acceso al servicio.

Si las cucarachas pudieran conversar con cada habitante de departamentos les podrían contar que ellas son una parte insoslayable de esta tierra que habitamos: que aparecieron hace unos 400 millones de años y tuvieron el peligroso privilegio de caminar entre las patas de los dinosaurios, que son más resistentes que el tiburón y que sobrevivieron a las bombas de hidrógeno que destruyeron Hiroshima y Nagashaki durante la II Guerra Mundial.

Las cucarachas tienen una asombrosa capacidad de adaptación a los diversos ambientes. Su cuerpo está cubierto por numerosos pelos que actúan como censores que les permiten saber qué está ocurriendo en los alrededores, advertir los peligros y esconderse entre las sombras puesto que no les gusta la luz, por ello habitan en sitios oscuros, húmedos y poco ventilados como los armarios, guardarropas, debajo de las camas, rendijas y en especial debajo de los fregaderos. 

Los estudiosos cuentan que sobre el planeta hay 3.500 especies de cucarachas de las cuales sólo un pequeño número (entre cinco y siete) viven en los domicilios y edificios; el resto habita en los bosques. Las especies más comunes en los hogares son; la "Periplaneta americana" conocida como la cucaracha americana, su contrapartida pionera, la australiana "Periplanet australasiae" y la disciplinada y trabajadora versión alemana la "Bletella germánica".

A pesar de que se tiene a la cucaracha como un insecto nocivo y peligroso por las enfermedades que trasmite, según los investigadores, en realidad las especies silvestres cumplen una función positiva incorporando nutrientes en el medio ambiente, pues consumen materia orgánica y sus desechos sirven como fuente de alimentación a organismos microscópicos que se encargan a su vez de convertirlas en humus (asimilable por las raíces de los árboles). También, por otra parte, son parte de la cadena alimenticia, ya que existen otros animales como insectos, aves, reptiles y mamíferos que se alimentan de ellas.

En las casas son seres nefastos e indicadores de malas condiciones sanitarias. Rondan los basureros, desagües y tanques sépticos y si sienten hambre, se acercan a la cocina donde están los alimentos. En estos viajes contaminan alimentos o bien utensilios de cocina y es por ello se las liga a la transmisión de un gran número de enfermedades como el cólera y otros tipos de enfermedades acompañadas de diarreas causadas por microorganismos presentes en la materia fecal.

Sin dudas, que el mejor método para controlar las cucarachas es el aseo extremo en las casas de habitación, especialmente en las cocinas. Como son insectos de hábitos nocturnos, no es conveniente dejar platos sucios de un día para otro y cuidar de que no queden restos de alimentos. Asimismo, se recomienda mantener los basureros con la tapa, fumigar con insecticidas debajo de los fregaderos, la colocación de mallas en los desagües para evitar el paso hacia las viviendas, pues ellas se encuentran recorriendo la parte superior de las cañerías (por donde el agua no corre en el diámetro total, salvo en los desagotes con sistemas centrífugos (éste sistema las arrastra pero no las elimina porque vuelven cuando bajan las aguas). También se debe tener especial cuidado cuando hay niños o personas discapacitadas, así como mascotas, pues corren peligro de que confundan a las venenosas cucarachas con una golosina.

Espero que este informe nos permita detenernos a analizar la importancia que tiene la desinfección y desinsectación en nuestras viviendas. La divulgación de información sobre estos peligrosos insectos que conviven a diario con el ser humano es importantísima, pues aunque lleve tiempo, en el transcurso del mismo se puede tomar conciencia real de los riesgos que corremos y les hacemos correr a nuestros hijos, a nuestros mayores y a nuestras mascotas.

Investigación, texto y redacción de Norma Montenegro.

 

Volver al Menú " Mantenimiento"

 

 

2014 - Grupo CaiXas® - Todos los derechos reservados